sábado, 26 de septiembre de 2009

Alimentando la carne

Si eres un cristiano, cada día luchas con la carne. Esto lo traduje de "Feeding the flesh" y ¡espero te ayude!


1. Este eres tú. O nosotros, un humano hecho a la imagen de Dios. ¡Lo siento!, las damas deberán identificarse con este pequeño hombrecito…

2. Esta es la carne. La carne representa los deseos pecaminosos y corruptos de nuestro corazón. No es una referencia a nuestros cuerpos - nuestros cuerpos son creados por Dios y son buenos. La carne representa nuestros anhelos pecaminosos de vivir para nosotros mismos y desobedecer las leyes y mandamientos de Dios.

3. Antes de que Jesús nos salvara, esta era nuestra relación con la carne. La Biblia dice que éramos esclavos de nuestros deseos pecaminosos (Juan 8:34). Nuestra carne era el jefe. Su no eres un cristiano, comprende que no es mi intención ofenderte. Sé que no es una imagen halagadora de tu condición actual, pero es la verdad de cualquier que esté lejos de la salvación de Dios.

4. Esto es lo que sucede cuando confiamos en Jesucristo. Ya que Cristo murió en la cruz y conquistó el pecado y resucitó, nosotros somos libertados del poder del pecado (Romanos 6:17-18). Este ya no es nuestro jefe. ¿Ves cómo se rompen las cadenas?

5. Pero nuestra carne no desaparece. Aún está en nosotros para atraernos. Luego de ser cristianos, ya no somos esclavos de la carne, pero la carne aún nos puede tentar. Podemos elegir entregarnos a la tentación darle rienda suelta a la carne. Es to es lo que llamamos “el pecado que mora en mí” (Romanos 7:17). Cristo rompió el poder del pecado, pero aún vivimos con la presencia e influencia de los deseos pecaminosos. 

6. Por esto, es que la Biblia está llena de exhortaciones para luchar contra nuestros deseos carnales. No podemos vivir en paz con ellos. Debemos atacar la carne y negarla. 

7. El problema es que muy frecuentemente los Cristianos se hacen amigos de su carne. De hecho, alimentan su carne. Nos entregamos a nuestros deseos pecaminosos. Cuidamos nuestra carne. Le proveemos de tres abundantes comidas al día, con ensalada y postre. Hasta llegamos a pensar que como la cruz nos ha libertado está bien entregarnos a la carne Pero este es el problema: cuando alimentamos la carne... 

8. ...¡Crece! Y antes de que te des cuenta, la carne es más fuerte y grande que tú y te empieza a controlar. Por eso es que Pablo nos dice en Romanos 13 que debemos…
9. ...¡matarla de hambre! Así es como queremos que se vea nuestra carne. Queremos que la carne sea flaca y débil. Cuando Pablo dice “no hagáis provisión para la carne” nos está diciendo que no debemos alimentar nuestros deseos pecaminosos – no hagas cosas, no veas cosas, no medites en cosas que fortalezcan a tus inclinaciones pecaminosas.
"sino vestíos del Señor Jesucristo, y no proveáis para los deseos de la carne." Romanos 13:14


Decarga el PDF completo: http://www.keepandshare.com/doc/view.php?id=1413691&da=y.

2 comentarios:

vozcomotrompeta dijo...

Hola, me gusto este articulo, y comparto los mismo que dice, lo mismo que lapalabra. quisiera compartirte este

http://vozcomotrompeta.wordpress.com/?s=miseria+espiritual&submit=Buscar

Saludos

Atte.
Alfonso B.

lucy01_10 dijo...

Excelente artículo e ilustraciones sobre el efecto destructor para nuestras almas si alimentamos nuestra carne..
Es una lucha diaria, "eso de hacer morir nuestra carne" y se logra presentando nuestros cuerpos y nuestros deseos cada mañana, como primicias delante del Señor y tomar la decisión de no alimentar la carne sino ALIMENTARNOS ESPIRITUALMENTE DE LA PALABRA DE DIOS, CON LA AYUDA DEL ESPIRITU SANTO ELLA HARA EN NUESTRAS VIDAS LO QUE NECESITEMOS, UN DÍA A LA VEZ, LA PALABRA NOS FORTALECERA DIARIAMENTE Y VIVIFICARA AQUELLAS AREAS QUE ASI LO NECESITEN... DE MODO QUE NUESTRO ESPIRITU TOME AUTORIDAD SOBRE NUESTRA CARNE Y PODAMOS VENCER, UN DÍA A LA VEZ.

FILIPENSES 4:8 NOS ACONSEJA AL RESPECTO: "Por lo demás, hermanos, todo lo que es verdadero, todo lo honesto, todo lo justo, todo lo puro, todo lo amable, todo lo que es de buen nombre; si hay virtud alguna, si algo digno de alabanza, en esto pensad."

ADEMÁS, DEBEMOS ALABAR Y ADORAR A DIOS DE TODO CORAZÓN, CONSTANTEMENTE, PARA QUE NUESTROS PENSAMIENTOS ESTÉN SATURADOS DE ALABANZA Y ADORACIÓN Y LA PRESENCIA DE DIOS NOS CUBRA TOTALMENTE...

BENDICIONES